Toda la miel es natural, pero no toda la miel es ecológica. Para que los sea oficialmente debe contar su correspondiente certificado, gracias a la normativa, para reconocer una miel ecológica simplemente hay que buscar el logo correspondiente, que se expone a continuación:

Alimentación-ecológica-europea.jpg

Y por supuesto para obtener el sello que certifica la calidad de nuestro producto eco hay que cumplir los siguientes requisitos:

La zona de ubicación de los colmenares o apiarios

Las colmenas deben de estar situadas lejos de zonas de cultivos extensivos, áreas urbanas, o de cualquier otro punto que sea foco de contaminación. Por esta razón se suelen ubicar en zonas de alta montaña o zonas silvestres. Las abejas pueden recorrer grandes distancia para recolectar el polen por eso cuanto más alejadas estén de la contaminación más seguro es que no lleguen a dichas zonas.

La alimentación de las abejas

La alimentación de las abejas debe limitarse estrictamente a la miel y el polen que ellas mismas produzcan y recolecten. Por lo tanto no se pueden alimentar con jarabes preparados, azúcar no orgánico, potenciadores del sabor, colorantes etc. Al utilizar este tipo de alimentos artificiales se aumenta la producción ya que son más baratos pero la calidad de la miel desciende drásticamente.

 El tratamiento de plagas y enfermedades

Queda totalmente prohibido bajo el certificado de miel ecológica utilizar productos químicos o medicamentos tales como insecticidas y antibióticos para el tratamiento de las enfermedades, ya que estos se transfieren a la miel y posteriormente los humanos lo ingerimos.

Por tanto los problemas asociados a la salud de las abejas deben realizarse después de la recolección y tratarse con:

  • Timol: El timol se encuentra de manera natural en los aceites esenciales del tomillo y el orégano, caracterizado por su poder desinfectante y funguicida. Se usa contra la varroa un ácaro que parasita a las abejas melíferas.
  •  Ácidos oxoálicos: Se presenta de forma natural en las plantas del género Oxalis, sus sales fueron identificadas en las acederas (también llamada vinagrera), espinacas y ruibarbo. La miel contiene de forma natural este ácido, con lo cual se considera un tratamiento orgánico se utiliza como en el caso anterior para el control de la varroasis.
  • Otros productos ecológicos.

El material de las colmenas

El material utilizado para la construcción de las colmenas debe ser totalmente natural y no pueden ser pintadas con derivados del petróleo, ya que esta composición es perjudicial para las abejas.

artesanos de cuevas.jpg

El método de extracción de la miel

El proceso de extracción de la miel ecológica se realiza en frío, se debe realizar a la misma temperatura que tenga la colmena, y se recoge por decantación. La miel nunca debe ser pasteurizada, siendo filtrada suavemente para mantener todas sus propiedades y respetando las normativas exigidas por las reglamentaciones internacionales de calidad orgánica y demás entes de control, con el objetivo de mantener intactas todas las propiedades de la miel.

REFERENCIAS

  1. ¿Qué es la miel ecológica? – Bona mel
  2. ¿Qué es la miel ecológica? – Ecocolmena
  3. Más datos sobre la miel ecológica

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s